Sistemas de simulación: para qué sirven y dónde los aplicamos en la industria

Aplicaciones de sistemas de simulación en la industria

¿Para qué sirve la simulación?

Simulación: acción y efecto de simular. Mientras que a nivel etimológico está muy claro el concepto de simulación, si a esta idea le añadimos las nuevas tecnologías nos encontramos con muchas nuevas posibilidades que van más allá de imaginar cuestiones concretas.

En pleno proceso de implantación de la Industria 4.0 y las tecnologías habilitadoras que la acompañan, la simulación se presenta como una herramienta idónea para ensayar, conocer el funcionamiento de determinados sistemas o anticiparse a problemas. Estos sistemas de simulación facilitan conocer qué tipo de respuestas se pueden ofrecer ante determinadas situaciones, sin ningún tipo de riesgo físico ni para los humanos ni para las máquinas.

A muchos de nosotros si nos hablan de sistemas de simulación podemos asociar el término a los ensayos, por ejemplo, que realizan los pilotos de aviación antes de titularse o los astronautas antes de emprender una misión espacial. Si a esos procesos de simulación, les sumamos las nuevas tecnologías tenemos como resultado que podemos hacer procesos de simulación de conducción, de funcionamiento de máquinas, etc.

La simulación, utilizando sistemas informáticos, consiste en aplicar programas en los que podamos comprobar cómo funcionar un determinado sistema. También es posible testar comportamientos a través de este tipo de simulaciones. Lo que se intenta a través de esta técnica es recrear sistemas reales e hipotéticos a través de los que se pueda trabajar antes de sacar un producto al mercado. Aunque también la simulación es válida para analizar comportamientos humanos ante determinadas situaciones.

¿Dónde se aplica la simulación?

Los sectores susceptibles de contar con sistemas de simulación son varios. Ya hemos explicado que uno de los primeros sectores en los que se utilizaron este tipo de sistemas fue el aeronáutico, seguido del aeroespacial. Pero más allá de estos, encontramos también que estos sistemas se usan en medicina para simular intervenciones antes de ejecutarlas con éxito. El sector militar es otro de los sectores que se ha beneficiado de estos programas de simulación para trazar, por ejemplo, la trayectoria de misiles o la órbita y posición de satélites artificiales.

El transporte es otro sector en el que la simulación se ha convertido en una herramienta muy importante. Además de poder establecer cómo pueden funcionar los flujos de vehículos en determinadas situaciones. Pero también existen simuladores aplicación a la formación en conducción para colocar al alumnado en situaciones complejas antes de salir a la carretera para evitar que tenga ningún riesgo.

REALIDAD AUMENTADA: LAS NUEVAS VENTANAS DE REALIDAD

A nivel industrial encontramos que la simulación, en plena era de la Industria 4.0, tiene un función muy importante ya que puede facilitar la toma de decisiones en una empresa. A este respecto, la simulación industrial puede facilitar la predicción del funcionamiento de determinada maquinaria, de la elaboración de un producto y cómo reaccionar y solucionar la detección de errores en una planta de producción. Con los software específicos que se utilizan para la simulación industrial se puede recrear el entorno perfecto en una plan de producción y cómo se pueden distribuir, con seguridad, todos sus componentes.

sistemas de simulacion

ITCL y la aplicación de sistemas de simulación

El Instituto Tecnológico de Castilla y León es un centro de innovación con un área de I+D específica destinada a Simulación y Realidad Virtual. Esta área tecnológica está especializada, entre otras tecnologías, en el diseño y desarrollo de simuladores para entretenimiento virtual para entornos militares y de riesgo, manejo de máquinas y conducción de vehículos especiales. Así, esta área de I+D está liderando, en estos momentos, un programa de simulación de comportamiento para transporte seguro, SIMUSAFE. Este proyecto tiene como finalidad conseguir superar las limitaciones de los simuladores de conducción y la simulación de tráfico como herramientas válidas para estudios en seguridad de tráfico. El proyecto se encuentra en pleno desarrollo. En este mismo ámbito de seguridad vial, esta área de ITCL también cuenta, entre sus trabajos, con el desarrollo de un simulador de examen de moto, o un simulador de conducción para autoescuelas.

El Área de Simulación y Realidad Virtual de ITCL también ha participado en un proyecto de simulación de comportamiento de materiales. A nivel industrial, ITCL ha participado en un proyecto de ámbito nacional de simulación de métodos de producción para la creación de una herramienta basada en gráficos 3D interactivos y técnicas de Realidad Virtual para la creación, de forma rápida, de simuladores de máquinas o procesos industriales de cualquier sector y tipología.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.