Financiación Competitiva Europea- ITCL

Competitividad escasa

La política científica de nuestro país vuelve a suscitar la elaboración de manifiestos, anticipando la protesta por la previsible reducción del presupuesto de I+D. El departamento ministerial responsable propone compensar esta caída aumentando los retornos europeos y la pregunta es hasta qué punto eso puede ser realmente posible.
El llamado programa marco de investigación, que supone un 20-25% de la financiación competitiva, es la fuente principal. Un fondo al que cada país aporta en función de su renta y se distribuye de forma competitiva entre empresas e instituciones de investigación de todos los estados, tras evaluar la calidad de los proyectos presentados.
Nada apunta a que vayamos a mejorar nuestra financiación competitiva europea. Hasta 2010 España ha tenido un 20,7% de éxito en las propuestas presentadas, cifra algo inferior a la media que es del 21,1%.
Pero, lo importante es que la financiación global que obtenemos es claramente inferior a la que aportamos. En concreto retorna a España solo el 80% de lo que aportamos al programa europeo. Claramente por encima de su aportación, está el retorno de países como Gran Bretaña (140%), Austria (140%), Finlandia (170%), Suecia (140%) u Holanda (130%), entre los más avanzados en investigación y desarrollo. Somos por tanto contribuyentes netos a la investigación europea. Hace falta otra política distinta de la aplicada hasta ahora para corregir esta situación, algo que no parece estar en marcha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*